TE PRESIENTO

Oculta sutilmente tras la penumbra
Te presiento acercándote a mi altura
Ataviado con visos frescos de luna.

Mi lecho te acoje entre algodones…
Desplegándose, con tímida dulzura
Para acomodar nuestros cuerpos

Que callados, amor eterno se juran.

Todo se detiene, todo se aviva…
Se despierta y a la vez narcotiza
.

Entorno mis ojos… mi instinto te busca
Rozas mis labios como delicada brisa
Mi corazón late inquieto, se agita
Cada poro tímidamente se eriza
Envuelto por el incienso de tu presencia.
En mi delirio a ti me aferro sin prisa
Hasta que me devora la impaciencia.

Ansiosa paladeo el bálsamo de tu boca
Mi cuerpo se abre paso hacia tu cuerpo
Se enardecen mis mejillas, se sonrojan
Como capullos lozanos de rosa.

 
Arrebatas mis sentidos, me embelesas
Cuando ciñes con tu embrujo,
Lentamente tu cintura, a mi cintura.
Tus manos entre nubes, suavemente
Palmo a palmo dibujan mi figura,
Descubriendo sigiloso a cada paso
Erupciones de perpetua locura…

Entre susurros a tu edén me proyectas,
Me extravío entre aromas otoñales,
Me evaporo como vaho en los cristales,
Me disipo como gota en manantiales.
Me sumerjo en tu mirada soñada
Que me ruega, me invita en silencio
Me convence, me enfrenta, me ama.

Mi mente se entrega vulnerable
Sin cautelas, como sumisa fiera.
Me abandono sin negarme a tu néctar,
A la miel de tus palabras secretas…
 La crueldad de mis quimeras…
A que sobre mi cuerpo conviertas
Mi mar sereno en olas agitadas e inciertas..
.

Ámame amor, durante un solo momento
Sólo eso te pido, calma de una vez este tormento.

(Lorea)